Pasa de agache

  Columnas

Pasa de agache

¿Por qué no hay una sola marcha contra los asambleístas para quejarse de su deficiente desempeño?

Todas las protestas y movilizaciones que se anuncian son en contra del presidente de la República, sin embargo gran parte de su gestión está limitada a lo que apruebe o no la Asamblea. ¿Por qué no hay una sola marcha contra los asambleístas para quejarse de su deficiente desempeño?

La población le exige al presidente que solucione el terrible problema de la delincuencia, pero las leyes que facilitarían una efectiva acción de la Policía y de las Fuerzas Armadas llevan meses esperando que la Asamblea les dé trámite. Si es la Primera Función del Estado y su misión es promulgar leyes que garanticen el bienestar de los ecuatorianos, ¿por qué no aprueban un marco legal que permita que realmente se sancione a tantos exfuncionarios que han cometido peculado, cohecho o enriquecimiento ilícito… o que facilite la recuperación de los miles de millones de dólares que se robaron? A diario vemos en los noticieros todas las obras “emblemáticas” que no se hicieron realidad o que se construyeron con sobreprecios cuyo valor supera en 100% o más el costo original. Allí está la evidencia de los delitos cometidos con recursos que son de los ecuatorianos y que debieron destinarse a salud, educación, seguridad, a agricultura, tecnología, turismo... Tal vez por la habilidad que tienen para ocultar sus fechorías resulte cuesta arriba recobrar lo perdido pero, ¿qué se está haciendo para no permitir que aquello vuelva a ocurrir? Y del dinero que actualmente y a futuro se recaude vía impuestos, ¿se seguirá destinando una parte importante a financiar las campañas políticas? Esos recursos el Estado los debería utilizar para pagar la deuda que tiene con el IESS y comprar medicamentos; y a rehabilitar las escuelas para que los estudiantes vuelvan a clases presenciales con aulas bien ventiladas, baños en perfecto funcionamiento y recibiendo mascarillas, alcohol y por qué no, un buen desayuno. Hay que legislar para depurar la justicia, para que los procesos de elección de las autoridades de control sean legales y legítimos, para migrar a energías renovables…

La Asamblea, con tantos pendientes y pasa de agache.