Samborondón: el vecino ruidoso que no da paz y que piden se vaya a otro lugar

  Guayaquil

Samborondón: el vecino ruidoso que no da paz y que piden se vaya a otro lugar

Residentes reclaman porque el Parque Histórico se ha vuelto una ‘discoteca’ que genera mucha bulla en el sector. Exigen autosanciones en aplicación a ordenanza

RUIDO SAMBO1
Molestia. Los moradores de las urbanizaciones y visitantes del sector se quejan por el alto ruido provocado en el Parque Histórico.Christian Vinueza

Por las noches es muy común escuchar todo tipo de música en el Parque Histórico, lo que incomoda a los cientos de residentes en las urbanizaciones aledañas a este icónico sitio. “Se supone que uno viene a residir en esta zona porque es residencial y exclusiva, pero en los últimos meses se ha vuelto invivible. Hay ruido todos los jueves, viernes y sábado hasta altas horas de la noche que no nos deja ni dormir”, reclama Emilio Manosalvas, de la urbanización Entre Ríos, quien asegura que lleva varios meses con malas noches debido a la bulla que se forma.

Operativos en Guayaquil

La inseguridad desdibuja el oasis de las urbanizaciones de Samborondón

Leer más

“El parque Histórico se ha convertido en una 'discoteca barata'. Antes era un importante centro de recreación familiar, de cultura y aprendizaje, ahora es solo un negocio y centro nocturno. Hasta los animalitos han de estar sufriendo con tanto ruido”, reclama molesto Luis Trujillo, otro de los moradores del sector afectado, quien se indigna más porque desde junio el cantón    cuenta con una ordenanza municipal que regula la emisión de ruido.    “Samborondón tiene una ordenanza de ruido, pero no se la respeta en lo absoluto. A quien corresponde clausurar lugares donde haya abuso de ruido o cualquier tipo es el Municipio, pero ellos mismos incumplen. La ordenanza es para todo el mundo, menos para ellos mismos”, reclama Trujillo, al recordar que es el Cabildo de esa jurisdicción el que está a cargo del Parque Histórico y todas las actividades que se realicen en sus instalaciones.

TráficoOtro de los problemas denunciados en el sector es el embotellamiento vehicular que se forma los fines de semana. Exigen control del tránsito.
ENTREVISTA A BYRON BUE (9092755)

Byron Sanmiguel: “Con La Puntilla unida somos hoy los ojos que la resguardan”

Leer más

La Ordenanza para controlar la contaminación ambiental por la emisión de ruido de fuentes    fijas y móviles está vigente desde la segunda semana de junio, en Samborondón. Según el boletín emitido para socializar la norma, se señala que la nueva ordenanza se aplicará a toda actividad industrial, comercial, artesanal, individual,    domiciliaria y de servicio. Esto incluye: establecimientos, centros de diversión, bares,    discotecas, centros comerciales, restaurantes y centros educativos. La normativa también se emplea para los ruidos emitidos por alarmas, generadores, vehículos motorizados y bocinas. Las sanciones varían desde un 10 % a un 50 % de una remuneración básica. La reincidencia provocaría la clausura indefinida de la actividad hasta que se remedie la acción y se duplicaría la multa monetaria.

Sin embargo, a decir de los moradores, la ordenanza no la cumplen los mismos sancionadores. “Se supone que deben cuidar de nosotros, precautelar nuestro bienes y sancionar a quienes no lo hacen, pero ellos mismos están haciendo daño al hacer bulla hasta altas horas de la noche en el sitio. ¡No puede ser eso posible!”, reclama indignada Cruz Montenegro, moradora de Bosques de Castilla.

EXPRESO consultó a la Alcaldía de Samborondón sobre el tema y detallaron que se han emitido más de diez sanciones bajo esta ordenanza, entre domicilios en las urbanizaciones y locales comerciales, pero ¿quién los sanciona a ellos y qué responden ante las denuncias por lo que ocurren en el Parque Histórico?

SAMBORONDON

El grito ciudadano por el tráfico vehicular fue escuchado en La Puntilla

Leer más

“Sobre el hecho del cual hemos recibido la denuncia pública se ha abierto un expediente municipal que tiene sus procesos y que en caso de encontrar una responsabilidad, será sancionada”, respondió mediante un correo la autoridad, que además responsabilizó a la Empresa Pública de parques,    que emite los parámetros que se deben cumplir para la realización de un evento.

RUIDO SAMBO2
Fiestas. Un equipo periodístico de EXPRESO ingresó al sitio y fue testigo de la bulla y las fiestas que se llevan a cabo, principalmente los fines de semana, lo que molesta a quienes buscan descanso.Christian Vinueza

Sin embargo, Luis Trujillo insiste que esta queja ya se ha hecho a las autoridades, pero no ha existido una solución real. “Se ha llamado a la Policía, pero ellos van y piden que se baje el volumen, luego se van y lo vuelven a subir, también ya hablamos con    el Municipio y dijeron que se tomarán cartas en el asunto, pero no ocurre nada. Este lugar hace la vida infernal a los residentes”, lamenta.

Secuestro

Se reportan más de cuatro mil denuncias por secuestro en los últimos seis años en Ecuador

Leer más

El jurista Hernán Pérez, también afectado, asegura que no tienen nada en contra de las reuniones, pero pide que se respete lo dispuesto. “No estamos en contra de que las personas se diviertan, ese no es el problema.    Pero los derechos de estas personas que quieren divertirse terminan ahí donde empiezan los nuestros, que queremos descansar. Creo que es lo más justo”, considera al sugerir que si quieren oír música en alto volumen contraten o alquilen otros lugares alejados del centro residencial o construyan un lugar exclusivo con paredes antirruidos.

Sandra Isaías señala que la situación cada vez se agrava. “Yo paso en casa todo el día y puedo asegurar que no solo es de noche el problema. Durante la tarde también ensayan y parece que hacen hasta competencia de bandas porque todos tocan a la vez. Se vuelve insoportable la situación. Exigimos que todo esto se detenga ya”, reclama la mujer.

Recinto Barranca

Cinco horas estuvo cerrado el cantón Samborondón a la altura del kilómetro 15

Leer más

Pero el ruido no es el único problema que denuncian. Otro daño colateral es el tráfico que se forma. “Aquí la calle es muy angosta y cuando hay eventos o los domingos esto se vuelve un relajo completo. Hacen doble columna, se parquean donde quiera y nadie respeta nada”, reclamó molesto don Aurelio Moreno, un residente de 74 años.

El Parque Histórico se ha convertido en una discoteca barata. Se supone que era un centro de recreación    familiar y de cultura. Ahora solo es un negocio y centro nocturno.

Luis  Trujillo,
residente   afectado

Deben respetar los horarios, se quedan hasta la madrugada. Llamamos a la Policía y al Municipio, pero nadie hace nada. Ellos mismos deberían sancionarse por incumplir.

Hernán Pérez,
residente  afectado