Guayaquileños: “Ir a Raíces es ir al Disney World de la comida criolla”

  Guayaquil

Guayaquileños: “Ir a Raíces es ir al Disney World de la comida criolla”

Las familias fueron las primeras en visitar la feria gastronómica que se inauguró ayer, por las fiestas.  En esta octava edición participan 27 huecas

FERIA RAICES (7134056)
Reunión. Las familias aprovecharon para almorzar durante el primer día de apertura de Raíces.JIMMY NEGRETE

La familia Navas Albán, integrada por seis personas, no perdió tiempo. Aprovechó que la feria gastronómica Raíces abría recién ayer sus puertas, que todavía no era feriado y que la mayoría de guayaquileños se encontraba trabajando; y salió de casa, “hambrienta” cerca del mediodía, rumbo al Centro de Convenciones para recorrer los pasillos del salón en el que, desde las 09:00, se empezaron a exhibir todo de tipo de comidas guayaquileñas.

sa

Guayaquil: huecas que brillaron en Raíces no dejaron morir su sabor

Leer más

Denisse Albán, la madre de los tres universitarios que la acompañaban, llegó al lugar para almorzar y llevar “uno que otro bocadillo para la cena”. “Tenía que venir hoy, porque mañana (hoy) empieza la locura y no iba a poder comer tranquila. Amo Raíces, es mi feria favorita del año, pero reconozco que he venido porque estamos ya todos vacunados. Eso sí que me ha dado seguridad. Ahora solo queda disfrutar y comer, comer, comer”, dijo, entre risas; mientras hacía la fila para comprar fritada y un maduro con queso tan grande, que a lo lejos todos lo distinguían.

Tuve ganas de pasear y me vine a Raíces, ahora que estoy vacunada me siento segura. He venido sola, a comer rico, a probar de todo. El sábado vendré con mi familia.

Matilde Valladares,
ciudadana
FERIA RAICES (7134945)
Diversidad. Hay comida a la venta de 09:00 a 21:00, hasta el domingo próximo.JIMMY NEGRETE

Este año, como ya lo anunció EXPRESO, la feria gastronómica Raíces, que la Empresa pública Municipal de Turismo realiza por octava ocasión, es completamente presencial y no híbrida, como lo fue en 2020; y puede albergar en un área de 10.000 metros cuadrados, destinados a la actividad, a 5.357 personas a la vez, lo que corresponde al 75 % del aforo ahora permitido para este tipo de encuentros.

789e1481-b707-4a60-a9d6-b88813b53d6a

A Guayaquil se la celebra con ferias y un pregón en la Plaza Centenario

Leer más

Ayer, a partir del mediodía, decenas de comensales empezaron a llegar. Y aunque fueron las familias numerosas y las parejas de adultos mayores las que se podían ver con más frecuencia picando o probando las pequeñas muestras de productos que, además, se ofrecían en 80 stands (de empresas y emprendedores); también hubo personas, como Isabel Mendoza y Matilda Valladares, que llegaron al sitio solas.

“No necesito compañía para comer rico. Solo necesito tener hambre, que la tengo; y tener plata, que me sobra”, dijo soltando una carcajada Mendoza, de 67 años y quien se encontraba haciendo el “tour gastronómico”, como denominó al evento, por primera vez.

Siempre he quedado satisfecha con Raíces, este año no será la excepción. Me siento orgullosa de lo que se ofrece: comida rica, que huele, siempre variada; que entra por los ojos.

Margarita Villacís,
chef

“Jamás me había decidido a venir a Raíces porque siempre pensaba que a Guayaquil y a las huecas, pues me las conocía todas. Ahora veo que cometí un error. Y es que de las 27 huecas concursantes conozco apenas a 10. No sé qué Guayaquil conocía yo. Por eso comeré en las 17 que me faltan”, volvió a decir, mientras no paraba de reír, y seleccionaba qué comer.

“Creo que me iré por el Chop Suey de cangrejo”, señaló. Si está tan rico como se ve, agregó, este sábado invitará a toda la familia.

FERIA RAICES (7134093)
Hubo una serie de eventos durante la inauguración.JIMMY NEGRETE
AGENDA OCTUBRINA (7086615)

El contacto físico marca la celebración de las fiestas de la Independencia

Leer más

En la inauguración, cuyo show de apertura incluyó presentaciones artísticas, protagonizadas por bailarines que estaban disfrazados hasta de cupcakes, los visitantes fueron desplazándose por cada uno de los stands en los que, como carta de presentación, junto a la caja registradora, se colocaba el plato estrella de cada lugar.

Por ejemplo, en el restaurante El Colorado sobresalía un seco de chivo del que se podía ver todavía el humito saliendo del arroz por lo caliente que estaba; unos metros más adelante, las frutillas y las moras del crepe La Intensa, de La crepería Masa Redonda, llamaba la atención de los niños; mientras que el moro de fréjol con lechón al carbón, del restaurante Solovida, guiñaba el ojo a los más comelones.

Me gusta como está este año Raíces, lo veo muy organizado, muy variado y festivo. Que haya distanciamiento entre una mesa y otra es seguro. Vendré en los próximos días.

María Mogollón,
moradora de Guayacanes

“No sé qué escoger, por dónde empezar. Raíces es el Disney World de la comida criolla, por eso siento que estoy en Disney... Aquí está el patrimonio e identidad de Guayaquil. Qué rico es todo. ¡Que viva Guayaquil, carajo!”, gritó Gustavo Mera, frente a sus hermanos, de entre 17 y 26 años, que al igual que el resto de familias, no dejó nunca de bromear.

Y es que precisamente las risas fueron el factor común entre la mayoría de visitantes, sin importar la edad. Niños y abuelos, oficinistas y el personal que se encontraba allí trabajando estaba de buen humor.

Es la primera vez que vengo a la feria Raíces y me ha fascinado, he comido riquísimo. Me encanta. Soy jubilado, por eso vine desde temprano. Me la estoy pasando muy bien.

Jaime Torres,
Vecino de la Floresta 1
FERIA RAICES  7
Hubo todo tipo de platos típicos en el lugar.Cortesía

La importancia de estos encuentros radica en que permiten fortalecer la identidad y ayudan a que nuestros productos los conozcan todos, atraviesen incluso fronteras.

Luis Chávez,
director de Producayambe
feria

Experto en Turismo: “Raíces refleja el despertar de la urbe en un sector afectado”

Leer más

Las compañeras de trabajo Anggie Saltos, Evelyn Eugenia y Liliana Saltos, por citar solo un caso, se encontraban en el sitio por primera vez. Nunca antes habían ido. Ahora, como parte de la empresa Ecuasanitas que tenía allí un stand, se encontraban en la feria y aprovecharon para almorzar. “Esto es riquísimo, no puedo creer que me haya perdido de tanto en tanto tiempo”, coincidieron. “En cada descanso, veré qué hay en cada hueca. Así estaremos hasta el domingo. Sí que comeremos rico. Es más no pienso ni venir desayunando”, bromeó Anggie, quien se sentó en una larga mesa con otros seis compañeros.