El descontento de las multas fantasmas por los radares se extiende hasta Santa Elena

  Guayaquil

El descontento de las multas fantasmas por los radares se extiende hasta Santa Elena

Los perjudicados protestan para exigir el retiro de los aparatos

Protesta radares
Durante una hora la vía Santa Elena-Guayaquil estuvo cerrada.Joffre Lino / EXPRESO

Javier Tomalá Domínguez fue uno de los manifestantes que ayer se ubicaron al frente de las instalaciones de la Comisión de Tránsito del Ecuador (CTE), en el km 2 de la vía Santa Elena-Guayaquil, para reclamar por las 37 citaciones captadas por radar que tiene al transitar con su vehículo en la mencionada arteria.

RAA2

La CTE anunció una rimbombante inspección de radares en vía a la costa, pero solo revisó uno

Leer más

“Me suman cuatro mil dólares de multa. Es injusto lo que me está pasando. Tocará vender mi carro para solucionar esto”, señaló indignado Tomalá Domínguez, quien atravesó su auto en medio de la vía para obstruir el paso de los vehículos, como señal de protesta.

EXPRESO ha dado a conocer en varias ediciones sobre el cobro irregular de multas, causado por los radares instalados en la vía a la costa (Guayaquil), mientras las autoridades guardan silencio.

Héctor Cobeña fue otro de los manifestantes. Él, quien labora en un taxi y le toca trasladar pasajeros desde la Península a Guayaquil, tiene 12 citaciones. “Es un robo descarado lo que nos están haciendo. Hoy nos rebelamos porque no vamos a permitir que sigan atentando contra nuestros bolsillos”, exclamó el ciudadano.

Protesta radares
Uniformadores de la CTE dialogaron con los manifestantes.Joffre Lino / EXPRESO

En ambos casos, los choferes indicaron que no iban a más de 90 km por hora, pero el radar les marcó 110 km/h. A ellos se sumó la comerciante Evelyn Soriano (quien ya lleva ocho multas), Antonio Vilches, Hugo Beltrán, Florencio Suárez, José Pita y más de una centena de choferes perjudicados.

No es posible que nos quieran cobrar sumas excesivas por multas sobre supuestas infracciones que no están comprobadas.

Javier Tomalá, conductor

Quiten los radares o los sacamos nosotros”, sentenció el jurisconsulto Juan Pazmiño, quien está al frente de la defensa de los conductores multados. El profesional indicó que una de las primeras acciones jurídicas ha sido impugnar todas las citaciones. Por ello, la Judicatura peninsular en estos días está cargada de argumentos similares.

La comunidad está cansada de tantas arbitrariedades y ahora está unida porque nadie nos va a impedir el derecho a la protesta.

Evelyn Soriano, comerciante

“Ya basta, señores de la Comisión de Tránsito, paren esto por favor. Estamos pidiendo que sean los peritos de Criminalística y Fiscalía los que revisen los radares. No vengan a cuentearnos que sus técnicos van a inspeccionar los dispositivos, si ayer (martes) apenas revisaron uno. Ustedes no pueden ser juez ni parte”, dijo en tono molesto Pazmiño.

Señores alcaldes, apoyen al pueblo, ya es hora de que la Península tenga su propia ATM. Queremos fuera a los vigilantes de la CTE.

Héctor Cobeña, manifestante

Los gritos en contra de la CTE se escucharon por doquier. El cierre momentáneo de la vía obligó a que elementos policiales lleguen al lugar a pedir a quienes protestaban que despejen el área bloqueada.

radares 1

El silencio cómplice aumenta las quejas por las multas fantasmas

Leer más

Cirilo Borbor, uno de los manifestantes, pidió a las autoridades locales que se conforme un consorcio peninsular de tránsito para que se cree un nuevo ente de control.

Los peninsulares les dan un plazo de quince días a los ejecutivos de la Comisión de Tránsito del Ecuador para que dejen sin efecto todas las sanciones mediante un acto administrativo.