El líder de Chechenia pide el empleo de armas nucleares de baja potencia en Ucrania

  Mundo

El líder de Chechenia pide el empleo de armas nucleares de baja potencia en Ucrania

Kadírov, que ha llamado a tomar Kiev y destruir el Estado ucraniano, recomendó al Kremlin ignorar la reacción de Estados Unidos y el resto de países occidentales.

2e8393389d8b8051b9109f280cbd6f27a99b6280w
Foto de archivo del líder de Chechenia, Ramzán Kadírov, con el presidente de Rusia, Vladímir Putin.efe

El líder de Chechenia, Ramzán Kadírov, abogó este sábado por "medidas más radicales" en Ucrania por parte de Rusia, incluido el empleo de "armamento nuclear de baja potencia".

c563fce58b061e43d142b9312d09f62aa14ce526w

Bolsonaro dice confiar en que será reelegido el domingo con 60 % de los votos

Leer más

"Bajo mi punto de vista, hay que tomar medidas más radicales hasta el punto de declarar la ley marcial en los territorios fronterizos y emplear armamento nuclear de baja potencia", dijo el líder de la república del norte del Cáucaso en su canal de Telegram.

Kadírov, que ha llamado a tomar Kiev y destruir el Estado ucraniano, recomendó al Kremlin ignorar la reacción de Estados Unidos y el resto de países occidentales.

"Ya ha dicho y hecho mucho contra nosotros", dijo.

El líder chechén se mostró muy crítico con la retirada el sábado del Ejército ruso de la estratégica ciudad de Limán, en la región ucraniana de Donetsk, recién anexionada por Rusia, que sigue al repliegue a principios de mes de la región de Járkov.

"Ayer hubo parada en Izium (localidad de Járkov), hoy la bandera (ucraniana) en Limán. ¿Y mañana qué?", escribió.

Cargó contra el general Alexandr Lapin, comandante del distrito militar central, que estaba encargado de la defensa de esa zona del Donbás, explicó.

Además de criticar duramente su labor, lo consideró un general "sin talento", le acusó de recibir la orden de Héroe de Rusia sin merecerlo, recomendó enviarlo al frente con un fusil en la mano y también censuró al Estado Mayor por encubrirlo.

De hecho, recordó que el jefe del Estado Mayor, Valeri Guerásimov, le aseguró recientemente que no veía posible una retirada de Limán.

"El nepotismo militar no nos llevará a nada bueno. En el Ejército hay que nombrar comandantes con un carácter firme, valientes y con principios, que se preocupen por sus hombres", subrayó.

Kadírov, en cuya república se instruye a voluntarios y reservistas, ha llamado en numerosas ocasiones a Putin a tomar medidas más radicales en Ucrania, incluido la movilización general.

En un discurso televisado la pasada semana, Putin advirtió a la OTAN de que Rusia cuenta con un arsenal "sin parangón" que le permite contrarrestar cualquier amenaza occidental.

"Quiero recordar que nuestro país también dispone de diferentes sistemas ofensivos y, en algunos componentes, son más modernos que los que poseen los países de la OTAN", afirmó.

De poco valió que el viceministro de Asuntos Exteriores ruso, Serguéi Riabkov, matizara poco después que Rusia no amenaza a nadie con armas nucleares, en una conferencia dedicada al 60º aniversario de la Crisis de los Misiles de Cuba.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, aprovechó su intervención en la Asamblea General de la ONU para acusar a Putin de hacer "amenazas irresponsables sobre el uso de armas nucleares".

En la misma línea, el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, criticó la "peligrosa" retórica nuclear de Putin después de que el presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, solicitara el ingreso en la Alianza Atlántica tras la anexión rusa el viernes de cuatro regiones ucranianas.

La que llamó "mayor anexión de territorio europeo por la fuerza desde la Segunda Guerra Mundial" no cambia el "compromiso de apoyar a Ucrania", aseguró, y destacó que "todas las democracias de Europa tienen derecho a solicitar el ingreso en la OTAN".

En la ceremonia de firma de la anexión de Donetsk, Lugansk, Jersón y Zaporiyia, Putin advirtió este viernes que Moscú utilizará "todas las fuerzas y medios" a su disposición para defender su territorio nacional, sin mencionar las armas nucleares.