Las balas perdidas marcan el entorno de la cárcel

  Actualidad

Las balas perdidas marcan el entorno de la cárcel

Un muerto y dos heridos provocó riña en la Penitenciaría del Litoral

Balas
Daño. La puerta de una casa vecina a la Penitenciaría, con orificio de bala.Amelia Andrade

Durante la tarde y noche del lunes 24 de octubre se registró una riña en la Penitenciaría del Litoral, en el noroeste de Guayaquil. Los problemas entre internos se extendieron hasta la madrugada de este martes 25 de octubre.

WhatsApp Image 2022-10-24 at 17.58.24

Se registran nuevos disturbios en la Penitenciaría del Litoral

Leer más

“A partir del hecho, se confirmó que tres personas privadas de la libertad resultaron heridas, quienes fueron asistidas en distintas casas de salud de la ciudad. Lamentablemente, una de ellas falleció”, informó el Servicio Nacional de Atención Integral a Personas Adultas Privadas de la Libertad y a Adolescentes Infractores (SNAI).

La institución añadió que se enfrentaron integrantes de grupos de delincuencia organizada. Una fuente del SNAI señaló que mientras la empresa de alimentación realizaba la repartición de alimentos, internos se tomaron el vehículo del servicio y que avanzaron a la parte externa del pabellón 9, donde se registraron detonaciones.

Esta situación generó otra vez las escenas de tensión en los exteriores de la Penitenciaría. Familiares de internos acudieron para conocer alguna información de los suyos.

JUAN ZAPATA (6741120)

Autoridades asistirán al Legislativo por el amotinamiento en la cárcel de Cotopaxi

Leer más

El temor también se apoderó de los hogares que están en las cooperativas vecinas del complejo carcelario.

Durante el tiroteo, las balas llegaron al interior de una casa del sector La Germania. Este tipo de hechos lleva a los moradores a que prefieran mantenerse encerrados, porque, comentaron, no saben en qué momento pudiera empezar un tiroteo. En ese sector funciona una escuela. Los estudiantes fueron evacuados por la parte posterior del centro educativo, pues había un alto riesgo de recibir algún proyectil.

Habitantes aseguraron que cada vez que hay enfrentamientos en las cárceles caen las balas en, al menos, una casa.